Los juegos de azar y su código de conducta

El juego responsable se sitúa como el pilar fundamental de uno de los sectores de ocio que marcan la pauta actual de millones de personas diariamente.

El crecimiento de la industria de los juegos de azar no puede ser ajeno a cualquier ciudadano del globo terráqueo. Este ámbito económico se ha reciclado como consecuencia de la llegada de los progresos técnicos, dejando de lado el modelo de negocio físico y priorizando de manera ostensible la parte interactiva.

Todo esto conforme llegan al mercado nuevos softwares avanzados que permiten nuevas estructuras de juego, las cuales, en base a los instrumentos de promoción, administración y formas de venta, permiten que las plataformas proveedoras de los juegos se colmen de un flujo de clientes que supere los miles al día y los millones de forma mensual. En los últimos 3 meses, el operador de casino online Betsson ha registrado más de 20 millones de visitas únicas, datos estadísticos que atestiguan el crecimiento constante del sector y el alto grado de lealtad de los usuarios.

Claro está, se debe mencionar también que esta industria posee un pilar más dentro de los grandes crecimientos que ha tenido a lo largo de este año y esta es el confinamiento ejecutado por la pandemia del coronavirus. El estar encerrado ha sido una ventaja para estas páginas a la hora de obtener más visualizaciones de sus promociones, lo que conllevó a un mayor flujo de visitas, registros e inversiones en créditos para la utilización de sus principales productos.

El observar datos que hablan de millones de euros solo apostados en países como Italia y España, son aquellos que nos deben llenar de una expectación en cuanto al alcance que pueden llegar a tener estas plataformas digitales a la hora de recibir un flujo de consumidores masivos dentro de las 24 horas del día.

Más clientes, mejor conducta 

Era de esperar que a medida que aumentaban los clientes, más esfuerzos tendrían que provenir de los operadores del diseño del juego, en relación a la adopción de medidas de comportamiento y control sobre los usuarios. Dentro de los códigos de conducta adquiridos por las principales páginas de casino, podemos señalar la restricción de múltiples apuestas a la vez por parte de los clientes, ajustando su participación a un juego a la vez para mayor control de comportamientos antagónicos con la buena marcha de la actividad.

El entender unas nuevas formas de conducta dentro de los juegos de azar será una variable nueva a tomar en cuenta dentro de este mundo, que se encuentra en pleno apogeo de visitas y ofertas. El solo pensar que millones de usuarios son capaces de acceder mensualmente a estos servicios lleva consigo mayores responsabilidades para los operadores. Todos los agentes deben remar en la misma dirección para buscar el bien común. Si este postulado se lleva a término, el crecimiento del sector del juego y de las apuestas será sostenido durante la próxima década.




Share and Enjoy !

0Shares
0 0

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *