El vértigo, un problema que confunde al 50% de los pacientes que lo sufren

El fisioterapeuta Gonzalo Saúco atiende a Sevillainfo para advertir de los problemas que ocasiona esta patología

“El vértigo podría definirse como una ilusión rotatoria de movimiento de uno mismo o de los objetos que le rodean”. Así define el fisioterapeuta Gonzalo Saúco una de las patologías que más se trabajan actualmente en la disciplina que ejerce. Muchos son los casos que mensualmente llegan a su clínica (Calle Bobby Deglané 1) y que, habitualmente, tienden a ser confundidos por los propios pacientes por simples mareos.

En este sentido, para evitar confusiones al respecto, nuestro experto aclara que “el mareo es una sensación subjetiva de la alteración espacial sin ilusión de movimiento” y que, inicialmente, la mayoría de las personas “no son capaces de definir de qué problemática se trata”. “Se dice que el 50% de pacientes que consultan por mareos tienen en realidad vértigo”, afirma. Resulta esencial, por tanto, acudir a un profesional de este ámbito para localizar el trasfondo de la dolencia con vistas a poner la solución médica correspondiente.

Atendiendo al vértigo, Gonzalo Saúco explica que éste responde a dos orígenes: central y periférico. Los primeros, sin duda, se encuentran asociados a otras patologías, como son el ictus cerebeloso o la trombosis del tronco basilar, por lo que, en este tipo de casos, el paciente no suele acudir de inicio a una consulta de fisioterapia. Por otro lado, los de origen periférico están estrechamente relacionados con las alteraciones del sistema vestibular, y llegan a ser también muy invalidantes.

Ante esta realidad, es obvio que uno de los problemas primarios reside en la localización de la patología. Según confirma Saúco, las primeras consultas son con el otorrino. En segunda instancia, “si éste no ve nada son derivados al traumatólogo que, posteriormente, le recomendará acudir al fisioterapeuta, siempre y cuando relacione el cuadro del paciente con una dolencia cervical”.

No obstante, esta tendencia está cambiando, ya que cada vez son más los pacientes que acuden desde un primer momento al fisioterapeuta al tener problemas de mareos o vértigos. “Es precisamente en estos instantes cuando debemos estar preparados para saber determinar si el paciente es susceptible de ser tratado por nosotros o, por el contrario, derivarlo a los especialistas en medicina”, advierte Saúco.

 

CÓMO COMBATIR EL VÉRTIGO DESDE LA FISIOTERAPIA: La respuesta del experto

Primero debemos confirmar que el paciente con vértigo (y no mareo) es apto para fisioterapia y no necesita de derivación al médico. Generalmente los pacientes suelen haber consultado ya con especialistas como los otorrinos antes de venir a consulta de fisioterapia, pero en algunos casos podemos ser los profesionales de primera consulta. Si el paciente es apto para recibir fisioterapia, deberemos contar con una buena historia clínica y diferentes test para orientar el tratamiento.

En una patología frecuente como el vértigo posicional paroxístico benigno el tratamiento consistirá en una maniobra para redirigir unos depósitos de calcio llamados otolitos dentro de los canales semicirculares del sistema vestibular, pues se sabe que son estos los que al no estar en su sitio generan la sensación vertiginosa. Otras veces habrá que hacer diferentes ejercicios para normalizar la situación del paciente.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *