El Parlamento de Cataluña ha declarado este viernes la independencia de Cataluña. Pocas horas después el gobierno de Mariano Rajoy ha aplicado el artículo 155 de la Constitución para pasar a controlar aquella comunidad autónoma hasta la celebración de unas elecciones autonómicas, el 21 de diciembre, y la constitución de su futuro gobierno. A partir de aquí todo son conjeturas debido a que no existen precedentes.

El vicepresidente catalán Oriol Junqueras aseguró a la agencia Associated Press (AP) que trabajarán “para construir la república”. “Entendemos que hay un mandato democrático para instaurarla”, dijo en referencia al resultado del referéndum ilegal del pasado 1 de octubre. Sin embargo, el bloque separatista catalán se encuentra más dividido que nunca a pocas horas de la celebración del pleno del parlamento catalán en el que Puigdemont procederá a declarar la independencia sobre todo en relación a la convocatoria de elecciones, propuesta que ha perdido fuerza frente al levantamiento de la suspensión de la declaración de independencia. Muchos diputados catalanes tienen la percepción de que la decisión del Gobierno central de aplicar el 155 es del todo irrevocable.