Volverán los toros a las plazas andaluzas con la mitad del aforo

Parecen empezar los respiros para el mundo de los toros, cuyas reivindicaciones se extienden estos días por toda España, con manifestaciones en las que han participado miles de personas defendiendo a la tauromaquia como cultura, pues legalmente tiene esa consideración. Parecen empezar los respiros, porque la Junta de Andalucía va a decretar  las medidas a aplicar en cuanto se termine el estado de alarma, el próximo día 21  -domingo-, y una de ellas es que se celebren corridas de toros siempre que sólo se ocupe el 50% del aforo de las plazas.

 Ha sido el consejero de la Presidencia, Elías Bendodo, quien acaba de anunciarlo ayer jueves en el Parlamento.

Habrá corrida de toros, pero ocupándose sólo el 50%. Por supuesto que manteniendo las distancias de seguridad  -un metro y medio- y, si fuera imposible asegurar esa distancia, se tendrán que usar las mascarillas, además de seguir en las plazas todas las precauciones higiénicas y de desinfección.

La Junta, ya se ha dicho anteriormente, recomienda  -esto es muy importante-  que se suspendan ferias y romerías hasta septiembre; pero sólo es una recomendación, no una imposición en la nueva normalidad tras el estado de alarma.

Bendodo ha dejado clara la intención de la Junta de Andalucía de que “las plazas retomen su actividad, abran al público con asientos preasignados, con un porcentaje de aforo permitido del 50 % y con todas las medidas de seguridad. Creemos que es una manera apropiada de conjugar los intereses del sector con la protección de la salud, la principal prioridad de este Gobierno”.

De esta manera la Junta de Andalucía empieza a demostrar verazmente su deseo de relanzar al sector taurino, tras conversaciones mantenidas con todas las partes involucradas en su problemática tras el largo periplo del estado de alarma y su confinamiento.

Las medidas de la Junta de Andalucía pretenden ser un combinado lo más perfecto y adecuado posible para velar por la celebración de los espectáculos taurinos al tiempo que por los intereses sanitarios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *