Dos miembros de los Bomberos de Sevilla han salvado la vida en la noche de este sábado a una mujer que deambulaba a unos ocho metros de altura sobre una de las vigas que cruzan la Ronda Urbana Norte. Varios vecinos de la zona alertaron a los efectivos de emergencias sobre la presencia de la joven mujer sobre la viga, poniendo en riesgo su vida y la de los conductores que circulaban por la transitada vía, cuyo tráfico se mantuvo cortado durante la arriesgada actuación, en la que los dos bomberos mantuvieron en todo momento la tranquilidad que pudieron transmitir a la joven. Tras unos tensos minutos, un bombero pudo sujetar con fuerza a la joven sin que por fortuna se produjera la caída al vacío de ambos. La joven ha sido trasladada al Hospital Virgen Macarena por una unidad del 061, donde se mantiene en observación.


El alcalde, Juan Espadas, ha felicitado desde su cuenta de twitter a los bomberos de Sevilla por su arriesgada actuación que ha permitido salvar una vida.