El PP muestra preocupación por el “descenso constante de personas empadronadas en Sevilla”

Beltrán Pérez, portavoz del Partido Popular, señala se ha puesto “a la cabeza de pérdida de habitantes de las principales capitales de España en los últimos tres años”

El Partido Popular ha mostrado su “preocupación” por el descenso de las personas empadronadas en Sevilla en los últimos años. Beltrán Pérez, portavoz del grupo popular, ha señalado que Sevilla se encuentra “a la cabeza de pérdida de habitantes de las principales capitales de España en los últimos tres años”. La preocupación por el descenso y el envejecimiento de la población también está a nivel nacional, pues “tendemos a una pérdida de personas en edad productiva de trabajar, consumir y pagar impuestos”. Por esta razón, piensa que “aquellas ciudades que tengan los marcos fiscales más amables, el servicio público de mayor calidad, unas buenas condiciones de vida y medidas de promoción y consolidación del conjunto de la población de la ciudad cobran ventaja frente al resto”.

Para mostrar la situación en la que se encuentra la capital andaluza, Pérez ha mostrado un marco que enseña el censo de la población desde el 2015, en el que se ve que tanto Madrid, Barcelona y Valencia “han hecho sus deberes” y han incrementado su población. Madrid ha aumentado su población en más de 40.000 habitantes, Barcelona en más de 16.000 habitantes y Valencia en más de 1.500. En cambio, Sevilla ha perdido 4.444 habitantes, “poniéndose a la cabeza” en descenso de población de las principales ciudades del país. Sevilla ha finalizado el año 2017 con 689. 434 habitantes, un 0,64 por ciento menos que en el 2015. Esta situación lleva a “la pérdida de capacidad económica, de futuro y de población activa”, señala Pérez.

Para revertir la situación el Partido Popular propone una serie de medidas. En primer lugar están las integradas en sus presupuestos alternativo. El paquete de ayudas por nacimiento o adopción con un aporte total de 3.300.000 euros, en el que se ayuda a los padres con un cheque de 500 euros solamente utilizable en el comercio minorista de la ciudad. Este cheque se aumenta a 1.000 euros si el niño sufre alguna discapacidad. Otra de las medidas es un cheque por valor de 1.000 euros por mes de embarazo a aquellas mujeres menores de 25 años que sufran algún tipo de exclusión social. También está por un total de 300.000 euros que serán destinado a ayudas para comprar el materias escolar a aquellas familias más necesitadas y por valor total de 100.000 euros que se invertirá en una campaña de empadronamiento. “Hay gente que toma sus decisiones acerca de donde vivir en función al marco fiscal de la ciudad. Por ello, Sevilla tiene que ser una ciudad fiscalmente competitiva”, concluye Pérez.




 

Share and Enjoy !

0Shares
0 0

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *