Apostaron firmemente por María Dolores de Cospedal pero tras su estrepitoso fracaso, ahora giran y muestran públicamente su apoyo a Pablo Casado frente a Soraya Sáenz de Santamaría

Hasta el último suspiro, el otrora todopoderoso sector oficial del PP de Sevilla encabezado por Juan Ignacio Zoido intenta dividir al PP de Sevilla frente al liderazgo de Virginia Pérez, ganadora del último congreso provincial que ha permitido, entre otras cosas, renovar el PP sevillano un año antes de la debacle que ha supuesto el desalojo del gobierno y el traumático proceso interno tras la dimisión del presidente de la formación Mariano Rajoy.


El ex ministro del Interior y ex alcalde de Sevilla ha mostrado públicamente su apoyo al candidato Pablo Casado después de que Zoido y su grupo, entre los que se encuentra en aún alcalde de Tomares José Luis Sanz, apoyara decididamente a la secretaria general María Dolores de Cospedal, descabalgada de la carrera por la presidencia del partido por decisión directa de los militantes. En un giro propio de los intereses políticos que los zoidistas acostumbran, y utilizando los mismos argumentos elogiosos que en su día dedicaron a Cospedal, ahora el apoyo se dirigen hacia Pablo Casado, con presencia física incluida en los actos que el joven político celebra en Andalucía, como este domingo en Almería. Casado, no obstante, no parece cómodo con estos apoyos, especialmente el de Zoido, tras la publicación en redes sociales de un vídeo especialmente duro contra la candidatura de Soraya Sáenz de Santamaría, dirigente apoyada por el PP de Sevilla.

Por su parte, el alcalde de Tomares, José Luis Sanz, también ha decidido apoyar a Casado tras su apoyo a la derrotada secretaria general del PP. Básicamente, esgrimiendo los mismos argumentos que utilizó para ensalzar el perfil de Cospedal, el también senador del PP afirma que Casado reúne los requisitos para que lleve de nuevo el partido a la Moncloa.