Representantes de la Cámara de Comercio y de la Confederación de Empresarios de Sevilla entienden que su constitución obedece a criterios meramente políticos, «muy alejados de los técnicos y profesionales que deben regir en este tipo de organismos»

Las Comisiones de Turismo Cámara-CES han mantenido recientemente sendas reuniones con los grupos políticos del Partido Popular y de Ciudadanos a quienes les han hecho llegar su preocupación por la inclusión en el Orden del Día del próximo Pleno Municipal de la aprobación de la futura Agencia de Turismo de Sevilla. Piden la retirada de este punto del Orden Día y solicitan un mes de plazo para establecer una Mesa de Negociación que permita llegar a un consenso sobre el modelo de participación, en el que el sector turístico esté plenamente representado.


En los últimos meses, la CES y la Cámara de Comercio han presentado diversas propuestas al Ayuntamiento, con distintos modelos a seguir, «pero han sido rechazados de plano, sin dar opción a estudiar en profundidad otras formas de gestionar el turismo en Sevilla, en las que los empresarios están dispuestos a colaborar económicamente», según han manifestado representantes del colectivo empresarial sevillano. «La politización del nuevo organismo, que propone el equipo de gobierno municipal, es evidente y haría muy difícil establecer estrategias turísticas a largo plazo. Por el contrario, siempre se estaría sujeto a los cambios de gobierno», aseveran.