El alcalde quiere solucionar el futuro de la comisaría de la Gavidia en 2018, pero nadie sabe cómo

Todos los grupos políticos con representación municipal han debatido este jueves, con presencia del secretario general del Ayuntamiento y el alcalde Juan Espadas, sobre el futuro uso del edificio de la antigua comisaría de Policía de la Gavidia sin que se haya llegado a acuerdo alguno sobre las tres opciones que se barajan para el destino final del edificio, protegido por la ley de memoria histórica.

El edificio, cerrado desde 2003, es propiedad del Ayuntamiento de Sevilla por cesión del gobierno central y desde entonces sólo ha servido como instrumento de confrontación entre los partidos políticos sin que ninguno de los que han tenido responsabilidad de gobierno haya solucionado el problema. Sobre la mesa, la venta del edificio, una concesión para un proyecto privado o la puesta en marcha en sus instalaciones de una iniciativa pública, cuestión esta última que apenas se baraja por los altos costes que conllevaría la rehabilitación del inmueble. Lo único que disponen los grupos políticos es un documento de la Secretaría General del Ayuntamiento sobre los tramites a seguir en cada una de las opciones y la posterior modificación del planteamiento urbano, en función de si su uso sería hotelero o deportivo.

“Vamos a ver cuál de las opciones posibles alcanzaría un mayor nivel de consenso, porque solos no podríamos sacar adelante el proyecto”, ha indicado el alcalde, Juan Espadas, recordando que el PSOE gobierna Sevilla en minoría. En cualquier caso, subraya el primer edil, ” el año 2018 es el año en el que vamos a ver desbloqueado el asunto de la comisaría de la Gavidia”

El Consistorio ha intentado vender el inmueble en múltiples ocasiones, siempre sin éxito, toda vez que en el pasado mandato, el entonces gobierno municipal del PP promovió una modificación puntual del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU), para reclasificar el edificio de suelo de interés público y social (SPIS), a suelo de gran superficie comercial, finalmente desestimado por el actual equipo de gobierno..




 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *