La Guardia Civil busca a tres rumanos como presuntos autores del crimen del joyero de Carmona

El cuerpo del joyero apareció en el interior de su establecimiento a primera hora de la noche. Se encontraba amordazado y habría recibido una brutal paliza

El Instituto Armado estaría buscando un vehículo de color azul ocupado por tres hombres de nacionalidad rumana que, según algunos testigos, estarían implicados en el atraco a la joyería.

El juzgado de Carmona  encargado de la investigación de la muerte del joyero de dicha localidad Francisco Cintado, cuyo cadáver habría sido descubierto atado y amordazado en el interior de su propio negocio, ha decretado el secreto de sumario sobre las actuaciones, según han informado  fuentes de la Guardia Civil.

Las mismas fuentes han constatado que hasta el momento, no ha sido detenida ninguna persona a cuenta de este crimen, toda vez que después de que las pesquisas arrancasen de la mano del Equipo de Policía Judicial de la Guardia Civil de Carmona, finalmente se ha hecho cargo del asunto la Unidad Orgánica de la Comandancia de la Guardia Civil de Sevilla.

El cadáver del joyero, de unos 60 años de edad y muy conocido en Carmona, habría sido descubierto por su propia esposa en el interior de su propio negocio, situado en la calle Pablo Neruda, toda vez que el cuerpo estaría atado y amordazado.

Merced a la presumible muerte violenta de este hombre, la Guardia Civil estaría tras la pista de un vehículo de color azul ocupado por tres hombres de nacionalidad rumana que, según algunos testigos, estarían implicados en el atraco a la joyería.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *