El delegado de Movilidad del Ayuntamiento de Sevilla, Juan Carlos Cabrera confía en un fin de semana sin problemas en el aeropuerto de Sevilla tras constantes episodios de turistas que soportan largas colas ante la ausencia de taxis en el aeródromo sevillano. La empresa de transportes urbanos Tussam ha incrementado este viernes la frecuencia de las líneas que unen San Pablo con la ciudad mientras que el servicio de taxi, el verdadero problema, se deja en manos de la buena voluntad de las asociaciones de taxistas para ajustar la oferta al repunte de la demanda.


La temporada de otoño e invierno, que ha supuesto la incorporación de unas 15 conexiones más y un crecimiento del 30 por ciento en el número de plazas ofertadas hasta ahora.

 

La línea especial del aeropuerto de Tussam opera ya este viernes con un refuerzo de siete expediciones adicionales, lo que reduce a 18 minutos la frecuencia de llegada de los autobuses. Además, dicho refuerzo incrementa un 15 por ciento la capacidad de transporte de viajeros del conjunto de la línea.

En el caso del servicio de taxis, el Ayuntamiento ha solicitado al sector que la oferta relacionada con el aeropuerto se ajuste a la demanda de los fines de semana. De momento, el Consistorio constata que al menos durante los últimos días, la oferta ha respondido plenamente a la demanda de los viajeros desembarcados en el aeropuerto de San Pablo.