Airbus reconoce “dificultades” para exportar el A400M

E Los nuevos plazos de producción de este avión de transporte afectarán al empleo: unos 3.700 puestos de trabajo en las plantas europeas, de los que 850 están en España

El presidente de Airbus España, Fernando Alonso, ha reivindicado este martes la necesidad de que el Gobierno defina una política económica que marque los sectores estratégicos del país, entre los que ha incluido una política de defensa que debe tener un proyecto “a pargo plazo” y estar acompañada de los “medios financieros adecuados

El avión de transporte militar A400M, atravesó diversas dificultades que han derivado en un sobrecoste de alrededor de 7.000 millones de euros.

Alonso ha garantizado que ese coste adicional será asumido por la empresa y no afectará a las naciones clientes de lanzamiento, aunque sí se ha acordado un reajuste de las entregas para aumentar los plazos y reducir la cadencia de producción hasta los ocho aviones en 2030. Esto permitirá la sostenibilidad del programa, igual que el del A380, “da visión de futuro y posibilidad de otras ventas”.

En este sentido, el presidente de Airbus España ha reconocido que está siendo difícil exportar el A400M a otros países, aunque ha confiado en lograr el primer contrato de venta antes de que termine el año. “Paso muchas horas, días y semanas intentando conseguir ese primer contrato de exportación. Estamos muy cerca, en agosto creíamos que ya lo teníamos y al final no lo teníamos del todo”, ha explicado.

Los nuevos plazos de producción de este avión de transporte afectarán al empleo: unos 3.700 puestos de trabajo en las plantas europeas, de los que 850 están en España. Alonso ha confiado en resolver esta situación mediante la recolocación de trabajadores en otros programas o su formación para que adquieran distintas responsabilidades. “Es muy importante la flexibilidad”, ha asumido.

En cuanto al Brexit, ha reconocido que Airbus, como “empresa responsable”, está preparándose “para el peor de los escenarios”, ya que tiene en Reino Unido varias plantas de producción muy importantes para la empresa. Según ha precisado, todas las alas de los aviones de la empresa salen de Reino Unido, por lo que no pueden permitirse que el Brexit supusiera retrasos o problemas en las aduanas.

Para hacer frente a esta situación, Alonso ha revelado que Airbus ha invertido para crear un stock de un mes de inventario. “Nuestras cadenas de montaje no pueden pararse y tenemos que estar protegidos ante posibles problemas de retraso en el paso de las aduanas. Va a ser costoso pero no tenemos alternativa”, ha asumido.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *