Ya están aquí los curitas del comunismo: Podemos exige una Cuaresma de 52 lunes al año sin carne… y con las pescaderías cerradas

Son tan novedosos, revolucionarios y alternativos que después de darle muchas vueltas los de Podemos han inventado… ¡los viernes de vigilia de la Cuaresma sin carne!

En la tradición cristiana figura desde hace siglos el precepto de no comer carne durante los 40 días que dura la Cuaresma para conmemorar los 40 días de ayuno de Jesús en el desierto, pero los de Unidas Podemos han llegado a parecida conclusión y en el Ayuntamiento de Collado Villalba han registrado una moción que insta a declarar los “lunes sin carne” y pide a los establecimientos de la localidad y a los restaurantes de los colegios, etc a que se prohíba el consumo de carne todos los lunes para concienciar sobre el maltrato animal y para ayudar a reducir los gases de efecto invernadero.

Se olvidan, esto sí, de que los lunes no se vende pescado y todas las pescaderías de España permanecen cerradas, así como también parecen olvidar que eran los pedos de las vacas y otros rumiantes lo que atentaban contra la capa de ozono que tanto daño hacía al calentamiento global, o al cambio climático o vaya usted a saber, de modo que cuantas más vacas y ovejas nos comamos, quizá acabemos antes con los fétidos gases que nos envuelven.

Cabe recordar que son 52 los lunes que suele haber en un año, lo que significa que Unidas Podemos considera que debe agravarse la penitencia impuesta y esta vez no por decisión particular conforme a sus preceptos religiosos, sino de acuerdo con la legalidad vigente. Falta poco para que impongan y exijan el cumplimiento de la sharía, parece, aunque en el comunismo esta clase de ayunos suelen llegar por la vía de la imposición de la cartilla de racionamiento y por la carestía de alimentos, especialmente los de origen animal.

Así, por ejemplo, en Cuba o en Venezuela conseguir un simple pollo es tarea casi imposible y se necesitan comandos enteros entrenados a fondo para lograrlo, mientras que en la antigua URSS, después de ser arrasados los koljós y expropiados todos los campesinos del Imperio, la producción de carne se convirtió en una rareza extraordinaria que sometió a la población a la cruda realidad de la falta de proteínas en la dieta.

La propuesta de Unidas Podemos en Collado Villalba no se olvida de citar en su propuesta que la medida de implantar los “lunes sin carne” cuenta con cierto arraigo en la tradición cristiana durante la Cuaresma, aunque bien podrían haber propuesto la prohibición de consumo de productos del cerdo y sus derivados, puesto que también cuenta con amplio respaldo en la liturgia y la tradición mahometana. Asimismo, podrían apoyar sus iniciativas en tradiciones zulúes o incluso en culturas antropófagas, siquiera sea por la multiculturalidad y la integración de los pueblos.

Hace mucho, demasiado tiempo, como sabe cualquier observador atento, que el comunismo no es una opción política, sino una alternativa religiosa y acientífica que aspira a la exterminación del individuo. Pablo Iglesias y Juan Carlos Monedero lo saben y seguirán comiendo “donde [y lo que] nos da la gana”.




Share and Enjoy !

0Shares
0 0

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *