Mi voto particular

Nací en 1956 el primero de julio. Mi infancia y adolescencia fueron muy felices bajo el régimen franquista y sin tener ni idea de la realidad político-social que me rodeaba. El asesinato de Carrero Blanco fue la causa de mi interés por la política española.

En la Universidad de los años 70 participé en mis primeras asambleas prohibidas e ilegales y fui sacado del aula a punta de metralleta por los grises. Me manifesté a favor de la libertad y la democracia.

En las primeras elecciones democráticas después del franquismo participé apoyando y votando al partido Izquierda Democrática de Joaquín Ruiz-Jiménez. Posteriormente voté al PSA, UCD, PSOE y PP.

He votado a quien he querido y siempre he respetado los resultados y las componendas interesadas postelectorales, a veces con gran frustración personal.

He presenciado injusticias flagrantes de los gobernantes de todos los partidos, perpetradas con la complicidad de los bancos y de los diarios mas influyentes.

He intentado convivir sin juzgarlos pensando que los políticos siempre actuaban con buenas intenciones buscando lo mejor para España.

Pero lo de Zapatero y su alianza de civilizaciones empezó a abrirme los ojos al comprobar cómo un inepto puede llegar de rebote a Presidente del Gobierno y remover los cimientos de la Paz que tanto nos había costado lograr.

Rajoy pudo haber enderezado todo lo torcido por ZP pero no supo, no quiso o no pudo hacerlo.

Y Pedro Sánchez… qué se puede decir de él que no se haya dicho ya. Aliado con marxistas-leninistas (defensores de Maduro). Vendiendo la unidad de España a unos traidores antidemocráticos y anticonstitucionales por su ego perturbado y su vanidad absurda.

Y he vivido casi cuarenta años en esta bendita región andaluza sometido a la manera de gobernar del PSOE de Andalucía que nunca me ha parecido correcta ni justa y que ha aumentado el desempleo y la pobreza, fomentado las injusticias y fraudes mafiosos con dinero público, invirtiendo en manipular voluntades de pueblos enteros para conseguir votos.

El resultado es una Andalucía asolada y devastada pues es la región más desaprovechada de Europa y con un nivel educativo vergonzoso, sin empresas ni industria ni ciencia ni investigación ni presente ni futuro… Una verdadera catástrofe.

Y por eso: ESTOY MUY CONTENTO DEL ACUERDO DE CIUDADANOS, PP Y VOX PARA FORMAR GOBIERNO EN ANDALUCÍA.

LAS PROPUESTAS DE ACUERDO QUE HE LEÍDO ME PARECEN LÓGICAS Y SENSATAS Y PERFECTAMENTE ASUMIBLES.

ESPERO QUE SEA EL PRINCIPIO DEL CAMBIO PARA TODA ESPAÑA.

VOTO POR ELLO.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *