25 años: Medio lustro

Que no, que no me he equivocado al escribir el título de este artículo, es que hay que echarle sentido del humor a la nueva realidad que nos están montando las fuerzas ¨progresistas¨ de ¨Soy el Presidente¨ y sus 22 ministros, de la mesa gubernamental de los ¨Dos Patitos¨, 22, 22, que decía el ¨Dúo Sacapuntas¨. Habrá que comprar lotería de Navidad con el 22 por bandera. ¡Cuatro series!, ¡Qué bonitas!/¡Voy tirando los caudales!/¡Son de Doña Manolita!/¿Quién me compra está penita?/¡Mañana, mañana sale! La lotera de la copla de Rafael de León nos vendía un quince mil, lo cambiamos por el 22 y listo.

Hecho el inciso humorístico coplero, sigo con lo del medio lustro, veinticinco años ( 25 ) y disculpen que reitere el número en cifras y entre paréntesis, pero es que así queda más visible el cachondeo que ha provocado la incultura, lingüística y matemática del nuevo Ministro de Cultura de la Mesa de los 22, Ernest Urtasun, al recordar los veinticinco años de la muerte de la poetisa y escritora Gloria Fuertes, quien a buen seguro le habría dedicado un poema con retranca a este hombre que nos promete cuatro años de políticas culturales públicas de primer orden, así, del tirón, pero no sabe el significado de las palabras. No tiene diccionario – es muy antiguo eso de los diccionarios – pero dice que va a hacer de la cultura un derecho efectivo para fortalecer la democracia. Sin poderlo remediar, me echo a temblar cada vez que escucho a un comunista hablar de democratizar, la cultura o lo que sea. Si el comunista encima es anti taurino, además me da fiebre.

La entrada de Urtasun Domenech ha sido, si no triunfal, su ¨medio lustro 25 años¨ en X, el antiguo Twitter, ha sido el choteo general. Lo que no va a tener ninguna gracia son los planes del ministro para el Museo del Prado, museo que el ministro quiere descentralizar, ampliando el estúpido programa, ¨El Prado Extendido¨ para poner de gira por España las obras más conocidas del Prado. Dice el ministro que “para que el Prado sea un museo verdaderamente nacional debe tener presencia fuera de su sede”. El ministro no tiene diccionario, ni por lo visto sabe que estamos en el S. XXI y que existen trenes, aviones, automóviles y una cosa llamada Internet. Todas estas cosas ponen al alcance de la mano de cualquiera, no solo el Museo del Prado, sino todos los museos del mundo. Luego están los libros, en papel y digitales, con los que se pueden estudiar las obras de arte, cómodamente sentados en el sofá de casa.

Paro con el pitorreo. El ministro Urtasun no creo que sepa nada de museos, ni cuantos en España son de titularidad y gestión estatal, no creo que eso le importe, lo que le importa a él y a los suyos son los presupuestos, la pasta que pueden distraer en esa nueva versión de la Misiones Pedagógicas de su añorada II Republica, poniendo la colección del Museo Nacional del Prado a hacer bolos por España, bolos que llevan el título de ¨De Gira por España¨ como si se tratara de una serie de recitales de la Pantoja.

Tiempo habrá para seguir hablando de las ocurrencias de este ministro comunista y de su camarilla, así que por hoy termino recordando que Isabel Díaz Ayuso es, por ser la Presidenta de la Comunidad Autónoma de Madrid, vocal del Real Patronato del Museo del Prado por lo que está doblemente cualificada para protestar por estas intenciones ministeriales de llevarse el Prado de gira. A Díaz Ayuso la ponen hoy de vuelta y media los del gabinete ministerial de Urtasun.

Por cierto, ese afán democratizador de museos nada dice de quitar los sueldazos de más de veinte mil euros que cobran los vocales de la Comisión Permanente de ese Real Patronato, entre los que de momento y hasta nueva orden ministerial, se encuentra Carmen Calvo Poyato. Es de suponer que el nuevo ministro sentará a algunos de sus afines en el Real Patronato, con voz, voto y sueldazo. Todo por amor al arte.

….




 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *