Una media hora aciaga, especialmente para Feddal, Fabián y el meta Adán

El defensa marroquí falló claramente en tres goles y el canterano en un par de ellos. El portero pudo hacer bastante más en varios. Errores clave también de Javi García y Camarasa

La de ayer fue una noche aciaga para el Real Betis en general y especialmente para Feddal y Fabián, cuyos gruesos errores sirvieron en bandeja la goleada al FC Barcelona. Feddal y Fabián estuvieron especialmente desafortunados en los dos primeros goles, Javi García en el tercero, el cuarto llega tras un error clamoroso de Feddal en el pase y en el quinto es Camarasa quien se deja robar la cartera por Sergi Roberto. El meta Adán también pudo hacer bastante más en varios de los goles, aunque no fallara claramente en ninguno. Messi y Luis Suárez estuvieron muy presentes en cuatro de los cinco, aparte de marcar dos cada uno.

VIDEO RESUMEN DEL PARTIDO

Fabián estaba siendo hasta el 0-1, con diferencia, el mejor del Real Betis, robó 8 balones, más que nadie en su equipo, los jugó con sentido y remató un par de veces con peligro a la meta de Ter Stegen, que tuvo que emplearse a fondo justo antes del 0-1 para evitar el 1-0 blocando en dos tiempos un duro y ajustado remate del palaciego. Eso, en su haber. En su debe, hasta 21 pérdidas, más del doble de las habituales. En la jugada del 0-1 no persigue a Rakitic, habilitado por el mal posicionamiento de Feddal, y así llega el primero, al romper los azulgrana con suma facilidad la adelantada y desajustada zaga bética, en la que Javi García que actuó de central diestro, estaba fuera de sitio. El remate de Rakitic pasa bajo el cuerpo del portero. A raíz de ahí tanto Fabián, como el Betis, fueron otro equipo y se diluyeron como un azucarillo.

La acción del 0-2 nace de un apurado saque en largo de Adán sobre Fabián, este controla en medio campo y al intentar regatear a Busquets el ‘pulpo’ azulgrana le rebaña el balón y con un pase vertical sirve a Messi, a quien habilita de nuevo el pésimo posicionamiento de Feddal, que vuelve a romper el fuera de juego. Para el argentino ya fue coser y cantar, aunque su remate bajo no era imparable.

El 0-3 nace en otra pérdida del Real Betis en propio campo que propicia una elaborada combinación en ataque, con Messi haciendo diabluras, pase a Rakitic y asistencia de este que pasa por encima de Mandi y no acierta a despejar Javi García ante Luis Suárez, que de volea sorprende a Adán con un remate a media altura en el que el meta bético también pudo hacer más.

En el 0-4 Feddal falla de forma grosera al tratar de jugar un balón fácil -le botó mal- y en vez de entregar a un compañero se lo da a Luis Suárez, que de primera cede a Messi para que el rack argentino conduzca, se marche de Mandi y el propio Feddal y anote el cuarto al sorprender a Adán, que no se tiró al suelo, con un chut raso que le pasó bajo al brazo.

A la manita le puso la rúbrica Luis Suárez después de una nueva pérdida en medio campo del Betis: Guardado quiso jugar con Camarasa y este, con ventaja, se dejó robar la cartera por Sergi Roberto, quien de primeras dejó a Messi para que este subiera el balón y lo cediera a Luis Suárez, quien cerró la cuenta con un remate imparable.

Demasiadas concesiones para un Barça que no perdona en ataque y que en defensa es intenso y solidario como pocas veces se le ha visto a este equipo, al que Ernesto Valverde está convirtiendo en una máquina trituradora (11 puntos de ventaja sobre el Atlético, 14 al Valencia y 19 al Real Madrid). Y eso que el faltaban Coutinho, Dembelé o Iniesta y gente como Paulinho o Umtiti recién salían de lesiones.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *