El Sevilla FC se la juega al todo o nada con Montella, que en su parcial liguero sería décimo y el tercero más goleado

El brillante pase a la final de Copa y la histórica clasificación para cuartos en la Champions contrasta con el pobrísimo papel en el torneo doméstico, que le podría dejar fuera de Europa por segunda vez en catorce años

El balance del Sevilla FC en LaLiga desde la llegada de Vincenzo Montella deja muchísimo que desear. El técnico y los propios jugadores parecen haber apostado el todo por el todo en los torneos del KO, logrando un brillante pase a la final de la Copa del Rey, que les medirá al FC Barcelona, y el pase a los cuartos de final de la Liga de Campeones, por vez primera en la historia bajo esta denominación y sesenta años después del pase a los de la Copa de Europa en 1958. Esos éxitos han llegado a costa de poner en peligro la clasificación para competiciones europeas la próxima temporada, pues desde hace unos años el subcampeón de la Copa del Rey no goza del beneficio de clasificarse para competición europea si el campeón ya lo está, lo que le obliga a ganar el título o quedar entre los siete primeros en la Liga. O a ganar la Champions, en la que los nervionenses deberán medirse al Bayern de Munich en cuartos de final.

Cuando llegó Montella, el Sevilla FC estaba ya clasificado a octavos de la Champions y de la Copa del Rey, y en LaLiga quinto, con 29 puntos, a 5 ‘reales’ de la cuarta plaza (a 2 del Madrid, con un partido menos, que luego ganó, y a 5 del Valencia) que ahora tiene a 14. La ventaja sobre el octavo era de 6 puntos respecto a Getafe, Real Sociedad y Girona, y de 8 sobre el Real Betis, que entonces era 14º con 21. En la actualidad la ventaja del Sevilla FC sobre el octavo, que es precisamente el Real Betis, en vísperas de recibir al FC Barcelona -que no conoce la derrota en Liga- es de solo 2 puntos, de ahí que las alarmas se hayan disparado, pues la posibilidad de quedar fuera de competiciones europeas por segunda vez en 14 años y/o ser superado por el propio Real Betis es tangible, por mucho que el propio Montella descartara tal posibilidad hace unas semanas.

En el parcial de 12 partidos disputados con el técnico italiano -que solo se ha medido a dos de los cinco primeros de la tabla-, el Sevilla FC sería 10º con 16 puntos, los mismos que Getafe y Alavés, con 17 goles a favor y 22 en contra. Sería el octavo equipo más goleador y el tercero más goleado, pues solo Deportivo (26 en contra) y Real Sociedad (23) han encajado más goles en estos 12 útimos partidos, en los que el Real Betis -que sería quinto- también encajó 22, aunque anotó 24, siete más que el Sevilla FC y solo menos que Real Madrid (40) y FC Barcelona (29).

Las nueve jornadas que restan (Barcelona, Celta, Villarreal, Deportivo, Levante, Real Sociedad, Real Madrid, Real Betis y Alavés) serán toda una prueba de fuego para la escuadra sevillista, que antes y después del partido con el Celta deberá medirse al Bayern de Munich y después de jugar contra el Dépor en Riazor entre semana afrontar la final de la Copa del Rey el sábado 21 de abril ante el FC Barcelona.

El Sevilla FC aún tiene la posibilidad de acabar la temporada con un rotundo éxito, ganando la Copa del Rey -no digamos ya la Champions, aunque eso queda aún lejos- y asegurando así el pase al menos a la Liga Europa, pero no tocar plata y quedar fuera de los siete primeros puestos, tras realizar la mayor inversión en fichajes y contar con el presupuesto más alto de su historia (más de 200 millones de euros en ingresos) sería un sonado fracaso, pese a que muchos ya daban el pasado martes, tras el sonado triunfo en Old Trafford, la temporada por exitosa con lo realizado hasta la fecha en Copa y Champions. Y aún queda mucha tela por cortar. Amarrar uno de los siete primeros puestos -mejor el quinto o el sexto para evitar tres engorrosas previas en verano- sería asegurar al menos el notable en una temporada que no admite término medio, pues se la está jugando al todo o nada y en la Liga apenas le queda colchón para volver a fallar.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *