“No hemos hecho una gran liga hasta este momento, pero el otro día leí a Guardiola, que es más experto que yo, decir que tres de los cuatro semifinalistas de la Champions están a 20 puntos del líder de su campeonato”, justifica el italiano

Vincenzo Montella compareció en sala de prensa para analizar el partido de este martes ante el Deportivo de La Coruña. Para el técnico el encuentro ante el Dépor es una nueva final: “No se puede elegir una competición, tenemos que pelear con todo. Contra el Barça es una final muy importante, pero en la Liga también, por Europa. Es tan importante mañana como el sábado”.


El italiano admitió que tras el enorme esfuerzo hecho en marzo y abril “el equipo ahora necesita descansar un poco”, de modo que en Riazor “estarán otros jugadores para hacer lo mejor para el equipo”.

Con independencia de quien juegue, lo que está claro es que en La Coruña al Sevilla FC le espera un partido bravo, con un Deportivo que encadena dos triunfos consecutivos y sueña con la salvación: “Se habla mucho de final, pero el Sevilla está acostumbrado. Eso es bueno, no es malo. El Deportivo se ha levantado mucho en los últimos partidos. Tiene un buen equipo, lo he visto en los últimos partidos. Será difícil como siempre, pero lo importante somos nosotros con nuestra actitud”.

A Montella se le pidió que hiciera balance sobre lo hecho en LaLiga y el entrenador no ocultó que “no hemos hecho una gran liga hasta este momento, pero el otro día leí a Guardiola, que es más experto que yo, decir que tres de los cuatro semifinalistas de la Champions están a 20 puntos del líder de su campeonato… Es muy difícil competir en las tres competiciones, nosotros hemos competido en Champions, hemos competido en la Copa y hemos sufrido un poco en LaLiga. Creo que esto es normal para nosotros. Tenemos que estar equilibrados para afrontar esta situación, estamos en la final, estamos peleando en LaLiga y hemos hecho una gran Champions League. El fútbol es así”.

Montella, que tuvo ocasión de ir a la Feria el sábado por la noche, se llevará este lunes a todo el plantel a La Coruña, y de ahí luego a Marbella a preparar la final de Copa ante el FC Barcelona. El delantero canterano Carlos Fernández será uno de los expedicionarios, según confirmó el propio técnico, que no podrá contar en Riazor con Ben Yedder -será sancionado- y mantiene las dudas de Luis Muriel -con problemas en la uña de un pie- y Sandro -con molestias musculares-.