Para evitar el descenso directo, las féminas del conjunto nazareno necesitan mejorar en la capital aragonesa lo que haga en su piscina Sant Feliu ante Madrid Moscardó (sábado, 16:30 horas)

La Liga Iberdrola División de Honor femenina de waterpolo llega este fin de semana al desenlace de su fase regular con todo por decidir respecto a los puestos de descenso. Por desgracia, el Dos Hermanas se encuentra de nuevo implicado. El equipo nazareno afronta este sábado la última jornada, con horario unificado, empatado a puntos en la última plaza con el C.N. Sant Feliu. Ambos conjuntos, por tanto, se juegan eludir el descenso directo para poder optar a la promoción con el subcampeón de Primera, casualmente disputada entre ambos conjuntos hace dos temporadas.

La decimoctava y última jornada llevará al cuadro andaluz hasta la piscina del Parque de Bomberos de la capital aragonesa para enfrentarse contra la Escuela de Zaragoza, repitiéndose de nuevo de forma casual el duelo final de las últimas tres campañas, aunque en esta ocasión con los papeles invertidos respecto a la precedente. Entonces, las mañas necesitaban ganar en Sevilla para no descender.


El cuadro sevillano necesita ganar y que no lo haga el Sant Feliu en su pileta ante el C.N. Madrid Moscardó, que en la jornada precedente lograba la permanencia matemática, para escapar de la décima y última posición. En caso de empate, las chicas dirigidas por el portugués Tiago Santos tendrán que esperar una derrota catalana para aferrarse a la máxima categoría.

El conjunto nazareno, que viajará al completo, con su campeona olímpica Lorena Miranda al frente, espera repetir la victoria lograda ante Zaragoza (15-12) en la primera vuelta, en la que también se imponía Sant Feliu al Moscardó, en este caso a domicilio por 8-9.

El primer objetivo hispalense, con la moral fortalecida tras ganar 9-8 la pasada jornada a su ya único rival por la salvación, no es otro que lograr los máximos puntos posibles en tierras mañas. Luego habrá que esperar a ver lo que sucede en el Bajo Llobregat.