“Si miramos más por nuestros intereses y pugnas personales que por el interés general del club no podremos avanzar nunca”, dijo el presidente verdiblanco en la histórica junta

El presidente del Real Betis Balompié tomaba la palabra al inicio de la Junta General Ordinaria de Accionistas celebrada la noche del jueves en el Pabellón Municipal de Deportes San Pablo. Ángel Haro destacaba en su discurso la conveniencia de aprobar los siete primeros puntos del orden del día para la atomización de las acciones entre los béticos y el futuro del club alejado de cualquier carácter de provisionalidad e incertidumbre.


“Hoy venimos aquí con dos objetivos. El primero es refrendar por parte de los legítimos propietarios del Real Betis los acuerdos adoptados el pasado mes de julio para garantizar la estabilidad societaria del club y lograr la atomización de las acciones entre los béticos, un fin demandado por nuestra afición desde hace muchos años. Para ello sometemos a su consideración y les pedimos la aprobación de los siete primeros puntos del orden del día.

El pacto del mes de julio garantiza poner fin a la litigiosidad a la que se ha visto sometido el Betis desde hace más de siete años. Ese carácter de provisionalidad e incertidumbre al que se ha visto abocado el club no puede prolongarse eternamente. Si miramos más por nuestros intereses y pugnas personales que por el interés general club no podremos avanzar nunca. Creíamos que ya era hora de acabar con esta situación y poner a disposición de los béticos el 51% de las acciones del club. Así lo demandaba el beticismo, así se lo prometimos a los béticos cada vez que hemos pedido su apoyo y así lo vamos a aprobar esta noche con la ayuda de todos.

Para que a partir de mañana podamos hablar de cuántas acciones vamos a comprar para nuestros hijos es absolutamente necesario que los accionistas aprueben hoy los puntos que les proponemos. Podremos así poner punto y final a este largo paréntesis en nuestra historia y mirar al futuro con un Betis en manos del mayor número posible de béticos.

El segundo asunto que nos trae hoy aquí es el propio de las juntas generales ordinarias. Examen de las cuentas del ejercicio pasado, aprobación del presupuesto de la temporada 17/18 y ratificación del nombramiento de consejeros.

En la temporada 16/2017, se produce un incremento espectacular de los activos que pasan de los 50 a superar los 100 millones de euros. Este aumento de activos se concreta fundamentalmente en el valor de la plantilla que aumenta en 30 millones de euros y en el del Estadio, en el que se ha invertido una cifra cercana a los 12 millones de euros. El valor de mercado de la plantilla al cierre del ejercicio está en torno a los 75-80 millones de euros, que se incrementan con las adquisiciones de jugadores realizadas en el mercado de verano posterior al cierre de la temporada. A pesar de este gran esfuerzo inversor, la entidad mantiene el equilibrio económico y financiero y de resultado contable.

Como suele ser habitual en las juntas, independientemente del orden del día quiero hacer un breve repaso de la actualidad de nuestro Club. Arrancamos la temporada con una gran fuerza gracias a los fichajes realizados, el juego del equipo y el empuje de la afición. Tenemos casi 52.000 abonados que han cambiado por completo el ambiente del Estadio, un recinto del que nos sentimos orgullosos tras la obra del Gol Sur. Tenemos todos los elementos a nuestro favor para hacer una gran temporada y dar un salto importante de cara al futuro de nuestro Club.

Todo esto lo hemos logrado con mucho trabajo y mucha pasión. Precisamente con trabajo y más trabajo lograremos salir de este bache de resultados en que nos encontramos, empezando por ganar este sábado al Girona. Ya hemos visto de qué es capaz este equipo y estamos convencidos de que vamos a revertir esta situación para volver a la senda de las victorias que tanta ilusión generó en el beticismo.

Hoy es el día en el que los propietarios del Real Betis Balompié deciden qué futuro quieren para nuestro Club”.