Las jugadoras del Cajasol Juvasa celebran un punto.

Las nazarenas se impusieron 0-3 al VP Madrid con parciales de 24-26, 13-25 y 21-25

Las jugadoras del Cajasol Juvasa traen desde Madrid su primera victoria de la Superliga Iberdrola, un hecho inédito en el voleibol sevillano. Se enfrentaron al VP Madrid este domingo en un partido cuyo resultado fue de 0 – 3, la primera gran alegría.

Desde el principio del partido el Cajasol Juvasa jugó fuerte, comenzando a obtener ventaja frente al conjunto madrileño. Sin embargo, el equipo local no quiso darse por vencido y comenzó a complicar el set, luchando por la remontada e igualando el juego hasta el final, dejando un resultado de 24 – 26 a favor del Cajasol Juvasa. Destacaron los ataques de Jessica Dallman y Thaynara Emmel, así como los puntos de saque de Paola Martínez.

La victoria del primer set hizo que las jugadoras del equipo nazareno se animaran. Si bien el VP Madrid no dejó de luchar, el Cajasol Juvasa ganó con amplia diferencia (13 – 25).


El VP Madrid tomó el tercer y último set como una oportunidad de remontar el partido. Luchó cada punto como si fuera el último, yendo incluso por delante del Cajasol Juvasa en un par de ocasiones. Jugadoras como Clara Canet o Carla Michels hicieron daño con el ataque y el bloqueo en red. A pesar de ello, Rocío Ruíz, receptora del conjunto andaluz, rompió la racha de puntos del equipo madrileño con hasta cuatro puntos seguidos de ataque.

Finalmente concluyó el set con un resultado final de 21 – 25 para el equipo de Dos Hermanas, ofreciendo un momento histórico para él: la primera victoria del nuevo equipo femenino.

‘Magú’, comentaba la victoria post-partido:  “La verdad que nos volvemos muy contentos por los tres sets y sobre todo por los tres puntos. Era un partido que sabíamos que iba a ser muy disputado porque ellas en su pista son un equipo que siempre había conseguido muy buenos resultados en los últimos años. La verdad que empezamos muy bien, haciéndoles daño con el saque. Luego ellas poco a poco fueron mejorando su nivel, incluso llegaron en el primer set a tener un 24 iguales. Pero bueno, supimos mantener la calma y yo creo que ese set nos dio mucha confianza para jugar mucho mejor el segundo y ganarlo cómodamente.

Entre el segundo y el tercero hubo un parón de 15 minutos que la verdad que me daba bastante miedo, sobre todo por cómo estaba yendo el resultado. Es verdad que entramos un poquito más fríos de lo que estábamos jugando, pero supimos aguantar el marcador igualado y al final una buena serie -sobre todo de ataque- consiguió que nos lleváramos también el tercer set.

Aparte de los tres puntos, el no ceder ningún set, que creo que, con la igualdad que hay en esta liga, va a ser decisivo el ir acumulando marcadores así de claros a favor. En total, ha sido un partido que nos da mucha confianza para seguir trabajando, para seguir mejorando y para preparar nuestros próximos compromisos”