El Fachadas Dimurol Libby’s tinerfeño ha ganado por 3-2 al Cajasol Juvasa en un emocionante partido caracterizado por los puntos largos y la lucha incesante en la recepción

El partido comenzó con un Fachadas Dimurol Libby’s dominando el partido, un equipo tranquilo y concentrado que lograba encontrar todos los puntos débiles del Cajasol Juvasa. Jugadoras como la colocadora Cristina Sanz jugaban con las fintas en busca de cualquier grieta en la defensa andaluza y formaban un bloqueo difícil de solventar. El equipo tinerfeño ganó con holgura 25-17, si bien el Cajasol Juvasa pareció despertar en los últimos puntos.

El equipo nazareno resurgió en un segundo set que logró llevarse el set con 25 puntos frente a los 21 de las locales. Mejoraron en todos los aspectos, desde el saque, como fue el caso de Tati Becares, al bloqueo, pasando por una gran recepción. La colocadora Marina Saucedo, entre otras, luchaba por las devoluciones del balón más inesperadas procedentes de las adversarias.


La seguridad del Cajasol Juvasa estuvo muy presente también en el tercer parcial. Mantuvieron el tipo en un set muy igualado que las tinerfeñas no quisieron dar por perdido en ningún momento. El conjunto nazareno se mantuvo por delante hasta el final, pero con una diferencia muy escasa de puntos. Finalmente lograron conseguir la victoria (24-26) tras una serie de saques de Marta Ruano que hicieron un gran daño y un ataque potente de Thaynara Emmel.

Un instante del partido disputado este sábado por el Cajasol Juvasa en la cancha del Fachadas Dimurol Libby’s.

En el cuarto set, Fachadas Dimurol Libby’s empezó con fuerza y con ganas de remontar el partido. Solventó el comienzo irregular de los anteriores sets y tomó una gran ventaja en el marcador de hasta 10 puntos frente a un Cajasol que perdía el ritmo. A pesar de esto el equipo nazareno no se rindió y trabajó hasta el último segundo. Rocío Ruiz se esforzó en buscar el block out con gran resultado. Pero Diouf, del Fachadas Dimurol Libby’s, contrarrestó esos puntos con una impresionante racha de ataques de gran altura muy difíciles de defender. En el minuto 24’ el equipo de Tenerife conseguía la victoria (25-16) y la oportunidad de hacerse con el partido en un quinto set, el tie break.

Una vez más, el conjunto local lograba atacar con fuerza y conseguía destacar. Pero en el cambio de campo a mitad del tie break el Cajasol Juvasa comenzó a acortar distancias y a hacer peligrar el resultado del partido. Finalmente, el equipo local y líder de la liga ganó el partido con un ajustado resultado de 15-13.