Eduardo Berizzo da órdenes desde la banda / Liince

 

“El doble pivote con N’zonzi y Pizarro nos dio orden y solidez. Me hubiese encantado marcar más goles”, dijo el técnico sevillista tras el triunfo ante el Leganés

Satisfecho se mostró el técnico del Sevilla FC, Eduardo Berizzo, tras la victoria de los suyos ante el CD Leganés de este sábado, una actuación que calificó de “muy seria ante un equipo que ha conseguido muy buenos resultados fuera de casa y que es peligroso a la contra. Evalúo con destacado la actuación de los míos en un momento difícil para el que necesitaba carácter para imponerse y jugamos un partido muy serio”.

Un partido que, a su juicio, y al de todos, acabó incluso con un marcador corto: “Me hubiese encantado marcar más goles. En la primera parte nos costó trabajo tener opciones, y en la segunda conseguimos cinco muy claras. El doble pivote colaboró también con el orden. Tener a Pizarro y Nzonzi ha ayudado a la solidez del equipo. No recibimos ocasiones. Seguramente encontraremos con movimientos e imaginación las opciones, pero hemos contado con las suficientes para ganarle a un rival al que muy pocos equipos le convirtieron goles”.


Y es que a Berizzo no le preocupa el asunto del gol, “sería preocupante si no consiguiésemos situaciones de gol, pero mientras sigamos generando, las terminaremos metiendo. Meter el tercero y el cuarto me hubiera encantado. También metimos al rival nosotros mismos en el partido con el penal, que es responsabilidad nuestra, pero sí que necesitamos marcas más en función de lo que generamos”.

No sólo se congratula de las ocasiones de las que dispone el equipo, sino también de la solidez que ha recuperado atrás: “Hoy reafirmamos esa victoria en Copa, recuperamos solidez defensiva en la segunda parte, nuestro equipo podría habernos dado muchos más goles. Ben Yedder marcó, Sarabia marcó, Nolito ha generado peligro, es un jugador determinante y le dio un peligro a la banda acorde a su calidad… Pero sí que puede que se nos quede esa sensación de que debimos convertir más goles en la segunda mitad”.

Admitió, igualmente, que con el doble pivote que mencionó con anterioridad el propio Berizzo, el equipo gana en defensa: “La actuación de hoy demuestra eso. El equipo gana el solidez, en músculo, en orden en el medio, y no pierde el ataque entre líneas, tal cual ha sido el primer gol”.

Y miró el técnico también al futuro más inmediato, el encuentro del próximo miércoles frente al Spartak, ante el que, ni mucho menos, se siente favorito: “El papel de favorito hay que demostrado. No sirve para nada sentirse favorito si luego no lo demuestras. En casa somos muy fuertes, estamos apoyados por un público excepcional, y el del miércoles debemos jugarlo con orden, seriedad, perseverancia… La misma que tuvimos hoy, impidiendo que nos hagan daño a la contra como suponíamos que nos haría el Leganés. Y convertir todo el ataque que hemos generado este partido en más goles”.