La 51ª edición  de la clásica Sevilla-Betis de remo en el Guadalquivir se disputa este sábado. La prueba femenina pasa de 1.000 a 6.000 metros, como la masculina

La quincuagésima primera edición de la Regata Sevilla-Betis, prueba de remo con botes ocho con timonel que se disputará el próximo sábado en el río Guadalquivir, se plantea como una reválida de la superioridad bética en los últimos años y la intención sevillista de cortar su mala racha.

La regata fue presentada este jueves en el Centro Especializado de Alto Rendimiento (CEAR) de Remo y Piragüismo de La Cartuja, en Sevilla, con la presencia de remeros de las dos tripulaciones participantes y representación de los dos clubes de fútbol de la ciudad y de las instituciones que colaboran en la organización de esta cita.

La embarcación verdiblanca se impuso en las últimas seis regatas, que se desarrollan sobre una distancia de seis mil metros, y mantiene así un ciclo de claro dominio en el que ganaron al ‘eterno rival’ en diez de las catorce últimas ediciones.


El cómputo total de victorias en las hasta ahora 50 regatas disputadas, no obstante, sigue favorable al Sevilla, con treinta triunfos por veinte los béticos.

La prueba, como sucede desde 2013, cuando cambió de sentido sobre la dársena del Guadalquivir, saldrá desde las inmediaciones del CEAR y tendrá su meta más cerca del centro de la ciudad.

Los béticos prueban el bote cpn el futbolista Barragán a los remos / Lince

En esta edición, y por la alternancia anual, será el bote sevillista el que elija calle para iniciar la prueba, algo que puede beneficiar por bogar por la margen interior de la denominada ‘curva de Chapina’, aunque este factor favorable no impidió la derrota del Sevilla en anteriores regatas.

El programa de la jornada se completa con pruebas también de botes ocho con timonel entre sevillistas y béticos en las categorías de veteranos y juveniles -este año denominada ‘de Aspirantes’-.

Otra de las novedades de esta edición es que la Sevilla-Betis féminas, hasta ahora sobre la distancia de un kilómetro, se disputará sobre seis mil metros, como la absoluta masculina.

La regata tiene el apoyo de los dos clubes de fútbol hispalenses y está organizada por la Federación Andaluza de Remo en colaboración con clubes de remo de la ciudad, la Junta de Andalucía y el Ayuntamiento de Sevilla.

El nivel deportivo de esta cita se resalta en que en su historia han participado una quincena de remeros olímpicos, cerca de otra quincena de campeones del mundo, además de medallistas en Mundiales y Europeos y cerca de doscientos integrantes en algún momento de las diferentes selecciones nacionales.

Los remeros del equipo sevillista, con Jesús Navas y Nolito / Lince

Definidas las tripulaciones de Sevilla y Betis

Por parte del Real Betis, que busca su séptima victoria consecutiva, hito en la categoría absoluta masculina, Noé Guzmán y Gaspar Company, capitán y entrenador respectivamente, han apostado por repetir la tripulación del pasado año, aunque con un cambio. Marcelo García deja su sitio a su compañero de club Gonzalo García. Por lo demás continúan como marca el mundialista Javier García, acompañado por los también internacionales Ismael Montes, José Gómez Feria, Marco Sardelli, Noé Guzmán, Jaime Lara, Antonio Guzmán y Tomás Jurado al timón.

En cuanto al ocho absoluto masculino del Sevilla F.C., con Juan García y Juan Luis Aguirre como cabezas visibles de la preparación, tres novedades presentará el sábado: Pablo Perianes, Manuel Morón y Manuel Sánchez al timón, en detrimento del citado Aguirre, Julio Casielles y el timonel Ramón Somalo. Siguen una nueva edición, en busca de una victoria que no se produce desde 2010, Patricio Rojas, Alejandro Vera, Jaime Canalejo, el propio Juan García, Alejandro Domingo y Álvaro Romero.

En la categoría absoluta femenina, cuyos botes tendrán el reto de afrontar por primera vez la distancia de 6.200 metros, el Real Betis revoluciona su ocho, en el que sólo se mantiene del pasado año Andrea Díaz. Por el contrario, las sevillistas repiten con Carmen Machuca, Clara Palacios, Laura Clavijo, Roció Laó, Veredas López y el timonel Rafa Sánchez.

En la recién denominada categoría de aspirantes, que recoge el testigo de la juvenil masculina para dar cabida a los absolutos y sub23 restantes, muchas novedades, con cinco supervivientes entre los verdiblancos respecto al pasado año: Javier Martínez-Pais, Carlos González, Alfonso Berral, Javier Guenevat y Roque Ramiro. Los sevillistas presentan a su vez seis cambios, repitiendo sólo Antonio Díaz, Manuel Jiménez y Luis Miguel del Toro.

Por último, entre los veteranos, el ocho bético emula al absoluto masculino, con un solo cambio: Francisco Navarro sustituye a Miguel Ángel Millán. Mantienen su plaza Gaspar Company, José Enrique de Vera, José María Claro, Rai Piera, José Antonio Martín, Javier Márquez, Luis Juan de Lara y Nacho Pastor al timón. En clave sevillista, significativos cambios en su bote en busca de la victoria. Alejandro Marín, Enrique Briones, Carlos Mateos y Miguel Ángel Cortés continúan, en este caso junto a exinternacionales como Eduardo Murillo, José Mª de Marco, Juan Luis Aguirre, Sergio Pérez y el timonel Salvador Suárez.

La 51ª Regata Sevilla-Betis está organizada por la Federación Andaluza de Remo con el patrocinio de la Consejería de Turismo y Deporte de la Junta de Andalucía, el Instituto Municipal de Deportes del Ayuntamiento de Sevilla, Puerto de Sevilla y Cruzcampo, con la colaboración de la Cadena SER, OTON, Acuario de Sevilla, Dársena Deportiva Sevilla y Concilia Brokers, además de los clubes Real Círculo de Labradores, Club Náutico, C.R. Guadalquivir 86, C.R. Ciudad de Sevilla, C.R. Río Grande y C.R.P. Veteranos de Sevilla. La regata es asimismo solidaria con Proclade Bética, asociación no gubernamental de desarrollo (ONGD) promovida por los Misioneros Claretianos de la provincia Bética.