¿Cuál es la diferencia entre una traducción certificada y una jurada?

Si se requiere de una traducción de documentos legales o administrativos y que cumplan con las leyes de un país, es necesario recurrir bien sea a una traducción certificada o traducción jurada. Pero, ¿cuál es la diferencia entre ambas?

Una traducción certificada será aquella que la realice un traductor que ha sido acreditado por una autoridad legal para traducir documentos. En el caso de una traducción jurada, solo se requiere de un traductor profesional, no necesita ningún tipo de acreditación adicional.

Los traductores certificados deberán solicitar a un tercero que verifique la calidad de lo traducido, como un notario o el ayuntamiento, por ejemplo. Asimismo, las traducciones certificadas garantizan que la traducción jurada corresponde exactamente al texto original.

¿Qué valor tiene una traducción certificada?

Tanto una traducción jurada como una certificada tienen el mismo valor legal que un documento oficinal o administrativo. Sin embargo, dependerá de las leyes de cada país en particular, pero resulta de esta manera de forma general.

Estas traducciones requieren de experticia en lingüística, legislación y terminología, como la tienen aquellos profesionales que puedes encontrar en sitios como Protranslate, por ejemplo. Además, deben seguir un código ético que se rige por normas muy concretas para garantizar alta calidad.

Los profesionales que hacer traducciones juradas se conocen también como “traductores-intérpretes-expertos” y suelen colaborar de forma cercana con abogados u otros entes judiciales.

¿Qué debo esperar de una traducción certificada?

Como ya te comentamos, una traducción certificada es igual a una traducción cualquiera, o normal, pero la diferencia es que incluye el sello y firma de un perito acreditado. Además, cumple con los lineamientos legales según el documento y puede ser utilizada como reemplazo del documento original.

En una traducción certificada podrás ver la firma y sello en cada página del documento para avalar tanto la exactitud como la veracidad de la misma. Algunos traductores entregan también una hoja adicional que incluye sus datos personales como nombre y número de teléfono.

¿Qué documentos requieren de una traducción certificada?

Principalmente, todos los documentos que requieras para establecerte de forma legal en otro país deberán ser traducidos y certificados. También las empresas que desean iniciar relaciones oficinales en otra nación requerirán de traducciones certificadas.

Comúnmente, estos son los documentos que las personas requieren para una traducción certificada: 

  • Historiales académicos
  • Estados de cuenta
  • Actas de nacimiento
  • Certificados académicos
  • Contratos
  • Documentos notariados, como cartas de poder
  • Documentos para trámites legales o de inmigración
  • Actas constitutivas
  • Registros de la empresa
  • Documentos de exportación/importación

Así que, si es tu caso, no dudes en contactar a un profesional en traducciones certificadas para que puedas tener todos tus papeles en regla para el fin que los vayas a necesitar.




 

Share and Enjoy !

0Shares
0 0

2 Comments

  1. Olaya dice:

    ¿Y esta información de dónde sale? Es decir, ¿qué textos legales respaldan esta diferencia?

  2. Articulo muy aclarador, gracias! La gente todavía confunde estos dos tipos de traduccion!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *