Otra catetada en Sevilla

Empieza a extenderse otra catetada tipo sillitas plegables o silbador de marchas. Ahora es la gente que presenciando en la calle actos públicos -como la visita del Rey-, lo hace con paraguas abiertos para protegerse del sol, una falta de educación y respeto hacia los demás, los que desde atrás pierden bastante visibilidad. Para acabar con esos idiotas, las sabias y tácitas reglas de la bulla deberían ser elevadas por el Ayuntamiento a la categoría de ordenanzas municipales, como pasó con las sillas plegables. ¿Os es que se van a imponer los paraguas cuando el sol apriete en Semana Santa, en Feria, en el Corpus, con la Virgen de los Reyes…? Hay que prohibirlos.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *