Más de 600 destiladores de ginebra distintos procedentes de 90 países compitieron en Londres en el Concurso Internacional de Vinos y Licores (IWSC, por sus siglas en inglés) para decidir qué ginebra se presentaría como la mejor de este año

La ganadora del Trofeo Gin-tonic de este año podría considerarse una sorpresa: el tan estimado premio fue a parar por primera vez en Alemania, para una pequeña destilería de Stuttgart. GINSTR – Stuttgart Dry se erigió ganadora entre todas las conocidas marcas internacionales y ahora mismo es considerada la mejor ginebra para un gin-tonic.

Lo que resulta significativo es que esta ginebra de Stuttgart solo lleva unos 18 meses en el mercado. Esta marca surgió como afición para los destiladores Alexander Franke, de 34 años, y Markus Escher, de 27. Se sigue elaborando en pequeñas cantidades en su propia destilería con bayas de enebro que han cultivado ellos mismos, junto con otros ingredientes de la región de Stuttgart. GINSTR ya obtuvo la medalla de oro en los premios World Spirits Awards a principios de este año, y ahora ha sido reconocida como la mejor ginebra del mundo para el gin-tonic.


El jurado internacional del IWSC está compuesto por 400 miembros que dedican varios meses del año a catar y analizar vinos y licores de todo el mundo. Este concurso, que se creó en 1969, se considera el premio más importante de este sector. Además, hubo una mención especial independiente para los jóvenes destiladores, a quienes también se concedió el premio Outstanding Gold de IWSC por la inusual rotundidad en el resultado de la prueba en esta categoría. En 2011, Monkey 47 ganó el IWSC como mejor ginebra de Alemania y, desde entonces, se ha convertido en una ginebra de renombre internacional.