Es urgente que desde el ayuntamiento se haga frente a esta progresiva catetización del espacio
Antonio Herrero Muñiz

Señor director.

Resulta inconcebible que en pleno estado de alerta por sequía extrema desde el pasado mes de mayo las Setas de Sevilla haya instalado centenares de macetones que requieren riego a diario con el consiguiente consumo de un recurso tan escaso y con desprecio a las medidas de ahorro que se promueven desde todas las instancias.

Disparate que se une a la instalación de unos toscos asientos-macetas sobre gruesas ruedas que aparte de su dudoso gusto estético, más propios de un parque temático que de un monumento, no aportan sombra alguna a la dura “Plaza Mayor”.

Añadamos además un pantallón gigante que igual nos anuncia bacalao, audífonos o pide el voto para un partido político y nos encontraremos con un espacio que nada tiene que ver con el espectacular centro de Sevilla que disfrutamos los sevillanos y turistas.

Es urgente que desde el ayuntamiento se haga frente a esta progresiva catetización del espacio, por muy todopoderosa que sea la empresa que lo gestiona.




3 Comments

  1. Isa Calle dice:

    cada mañana paso a primera hora y es alucinante la cantidad de agua que corre por la calle desde que riegan con mangueras las plantas nuevas de las Setas, una vergüenza

  2. Diego dice:

    Los bancos con ruedas de plástico blanco son antiestéticos, la plaza parece una pista de coches de choque con bonsáis encima.

    Y la broma la tendremos que pagar los sevillanos, como siempre.

  3. Rafael dice:

    Vivo en la plaza de la Encarnacion y uno no sabe qué es peor, si los mercadillos con megáfonos que montan en las setas o ese merendero que han puesto que va a servir para que vengan más niñatos al botellón. Cada fin de semana es una pesadilla, gritos, peleas, suciedad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *